Visítanos en
Buscar:



Pronóstico de Tutiempo.net

 
"80. Una persona tipica rie aproximadamente 15 veces diarias. "

...............................................
Por Cruz Pérez Cuéllar
Por: Manuel Gandara


MENSAJE SACERDOTAL
12.08.2017 07:04 am Compártelo en:

Vivir correctamente la Santa Misa. II 
Queridos hermanos hoy seguimos compartiendo con ustedes como lo estaremos haciendo durante unas semanas la catequesis de la Santa Misa, la cual nos ayudara a adentrarnos más en el misterio de la fe.

La primera parte esencial de la Misa:

La Liturgia de la Palabra: Se lleva a cabo en el ambón. Es una de las partes más importantes de la Misa. En la Misa diaria, hay una sola lectura. Los domingos y días de fiestas hay dos lecturas, siendo la primera, generalmente, del Antiguo Testamento, la segunda, es tomada generalmente, de Hechos, Cartas, Nuevo Testamento.

Entre la primera y la segunda, se recita el Salmo Responsorial, parte de canto y parte de meditación. La respuesta al Salmo es para favorecer la meditación. En esta parte, los fieles permanecen sentados con una actitud de atención, para que la Palabra los alimente y fortalezca. Dios habla, hay que escuchar con veneración.

Sigue el Aleluya, canto de alegría, preparación para el Evangelio; hay movimiento en el altar, el sacerdote va al ambón.

La Misa continúa con el Evangelio. Antes de su lectura, el sacerdote junta las manos y con gran recogimiento, dice: “Purifica Señor mi corazón y mis labios para que pueda anunciar dignamente tu Evangelio”. Éste debe ser leído por el ministro, en caso de que sea un diácono quien lo lea, debe pedirle su bendición al sacerdote. Un sacerdote no le pide la bendición a otro, sólo al Obispo. Si se escucha con atención y con las debidas disposiciones: humildad, atención y piedad, se depositará en el interior de cada fiel, una nueva semilla, sin importar cuántas veces se ha escuchado el mismo Evangelio, siempre habrá algo nuevo. Al finalizar el sacerdote dice: “Esta es Palabra de Dios” y besa el Evangelio diciendo: “Por lo leído se purifiquen nuestros pecados”.

La Homilía, momento muy importante para la vida práctica de los fieles; no se puede omitir en domingos y días festivos. En la lectura de la Sagrada Escritura, habla Dios; en la Homilía, habla la Iglesia, depositaria de la Revelación, con la asistencia del Espíritu Santo para que se interprete rectamente la Escritura. Hay que escuchar con una actitud activa lo que la Iglesia quiere decir por medio del sacerdote, no hay que juzgarlo. La Homilía es una catequesis, no debe hablarse de otros temas que no sean referentes a la fe y a la salvación. Si no hay homilía, debe haber un silencio meditativo después del Evangelio. El Obispo predica sentado con báculo y mitra.

Pbro. Juan Manuel Girón Olivas

Fuente: manuelgandaras@hotmail.com
JP



 
...............................................



 
Notas Principales y
Columnas Estatales

 
Contáctenos: manuelgandaras@hotmail.com | Tel. 639.114.66.54 | Derechos Reservados
AGRADECEN PÚBLICAMENTE EL TRABAJO DE FITO TRILLO - AUMENTAN CASOS DE SUICIDIOS EN DELICIAS; LA MAYORÍA POR DEPRESIÓN O CONSUMO DE SUSTANCIAS: SICOLOGA DEL HR - COM0 VER EL ECLIPSE SIN RIESGO PARA LA SALUD - MUERE SENECTO EN CARRETERA A SAUCILLO TRAS IMPACTARSE VEHÍCULO CONTRA ÁRBOL, ANOCHE - VOLCADURA DEJA UN MUERTO EN CARRETERA EN RÚA DELICIAS A CAMARGO - MUERE PEATÓN AL SER ARROLLADO POR AUTOMOVILISTA EN CARRETERA PANAMERICANA - RESULTADO DE LA LOTERIA NACI0NAL - INCERTIDUMBRE DE TRABAJADORAS DE MAQUILADORA DE MEOQUI ANTE POSIBLE CAMBIO DE PROPIETARIO - COTIZACION DEL DOLAR - REFLEXIONES DIARIAS DE AA -